bajos precios de los minerales: qué hacer

 

Aprenda de los mejores de otros sectores

Los bajos precios de los minerales han obligado al sector minero a replantear la viabilidad de su funcionamiento. En algunos casos, las empresas se han visto obligadas a desinvertir o a pausar una operación. En cualquier caso, las empresas de minería tienden a detener los gastos de capital, pero, en la mayoría de los casos, esto solo libera efectivo a corto plazo y no logra eliminar gastos estructurales de un modo permanente. En este contexto, las empresas de minería exitosas han analizado otros sectores en busca de inspiración. Algunas de las empresas de minería que han respondido de un modo más exitoso a los bajos precios de los minerales, lo han logrado copiando a un sector diseñado para funcionar con unos continuos precios bajos de las materias primas y con la necesidad de equipos fiables y económicos: el mercado global de aerogeneradores.

Aprenda de las experiencias de otras instalaciones de minería que disfrutan de las ventajas de mantener su aceite del sistema limpio:

Caso de la trituradora:
Descubra el modo en el que BHB Billiton (Chile) ahorra 450 555 EUR al año de gastos de funcionamiento y ha aumentado la producción de su trituradora

Caso del camión de minería:
Descubra el modo en el que la mina de oro de Chirano de Kinross (Ghana) ahorra 640 386 EUR y elimina 320 intervalos de mantenimiento al año en su flota de 40 camiones de minería

El mercado global de aerogeneradores

El mercado global de aerogeneradores tiene, como mínimo, tres cosas en común con el sector minero:

  • cuenta con una gran densidad de capital (equipos caros)
  • los precios de las materias primas son bajos (una característica permanente del sector eólico) 
  • el tiempo de funcionamiento, los equipos fiables y el rendimiento son críticos para lograr el éxito

Es posible aumentar el rendimiento y reducir los gastos de producción

Durante años, el sector minero se ha centrado en mejorar el rendimiento. Un factor fundamental para lograrlo es garantizar el máximo tiempo de funcionamiento de los equipos; a veces esto implicaba un alto coste, pero mientras los precios de los minerales estaban altos, el gasto que suponía mantener los equipos en funcionamiento no tenía tanta importancia.

Ahora, con los bajos precios de las materias primas, las empresas de minería tienen que replantearse la idea de centrarse exclusivamente en el rendimiento y empezar a tener en cuenta también el gasto por toneladas/onzas/kilos.

Al contrario que en la minería, el mercado energético global se ha caracterizado siempre por unos bajos márgenes respecto a la materia prima que venden. Ello ha obligado a las partes interesadas a centrarse en una producción rentable y predecible/fiable, así como en unos resultados máximos. Los parques eólicos se encuentran en zonas aisladas y, en la actualidad, cada vez más de ellos se encuentran en alta mar. Los fallos imprevistos, las paradas de mantenimiento demasiado frecuentes o los equipos no fiables resultan catastróficos en este sector y pueden debilitar literalmente la rentabilidad de un parque eólico.

Como en la minería, en el sector eólico los gastos asociados a un fallo o una parada son extremadamente altos, motivo por el que dicho sector se estructura de un modo distinto al sector minero; por lo que existen valiosas ventajas del mercado eólico que pueden aplicarse al sector minero.

Reduzca los gastos de funcionamiento en un 60 % y elimine el 75 % de intervalos de mantenimiento

Mientras que las empresas de minería tienden a contar con elevados presupuestos operativos para que los equipos sigan funcionando, el mercado eólico se ha centrado en medidas que mantengan el funcionamiento de los equipos de un modo rentable y fiable. En la actualidad, el sector eólico trabaja para alcanzar intervalos de mantenimiento de dos años respecto a los equipos críticos y eliminar por completo los fallos imprevistos. El sector minero está acostumbrado a intervalos de mantenimiento mensuales (a veces incluso semanales) y a fallos imprevistos u órdenes de trabajo no planificadas, aceptados como estándares del sector. Lo interesante es que los equipos del sector eólico funcionan con cargas más duras que los del sector minero (de hecho, las cargas son 60 veces superiores) y aún así consiguen mantener los equipos en funcionamiento durante un año completo sin paradas o intervalos de mantenimiento.

Qué hacer de otro modo

Una de las diferencias existentes entre los dos sectores radica en el entorno de trabajo. Mientras que el viento tiene una carga superior, los equipos de minería funcionan en condiciones mucho más sucias dada la índole de las operaciones. Ahí es donde algunas empresas de minería han logrado el éxito, intentando crear entornos similares.  

A pesar de que las condiciones de funcionamiento nunca serán similares, las operaciones de minería que han implementado tecnología del sector eólico se han beneficiado de unas ventajas importantes y cuantificables en cuestión de semanas. Más arriba puede leer el modo en el que Escondida de BHP ahorró 418 767 EUR y eliminó tres de cada cuatro paradas por trituradora al año. Asimismo, puede conocer cómo la mina de oro de Chirano de Kinross pasó de 24 a 4 paradas de mantenimiento al año en cada uno de sus camiones de minería Volvo. Para toda su flota de 40 camiones, ello implica 800 intervalos de mantenimiento menos al año, la eliminación de nueve revisiones generales al año o un ahorro anual de 640 386 EUR. 

¿Cómo es posible?

Porque utilizan una tecnología que ha permitido mantener los aerogeneradores en funcionamiento sin fallos y con un único intervalo de mantenimiento anual durante décadas. Hace diez años, era algo desconocido en el sector de la minería; en la actualidad son equipos de serie el las nuevas trituradoras Sandvik and Metso. La solución es un filtrado de aceite fuera de línea CJC™ a fondo.

Qué obtener

A pesar de la suciedad y la dureza de las condiciones de funcionamiento, las empresas de minería pueden

  • ahorrar entre el 50 y el 75 % de su consumo de aceite 
  • eliminar tres de cada cuatro paradas de los equipos 
  • reducir los gastos de funcionamiento entre un 50 y un 60 %

al implementar el filtrado de aceite fuera de línea CJC™, porque garantiza unas condiciones de funcionamiento mucho más limpias y con menos presión para las cajas de cambios, rodamientos y sistemas hidráulicos de cualquier sistema de aceite (que, en el sector minero, se encuentran por todas partes).